Un regalo de Sergio Astorga

domingo, 24 de febrero de 2013

Bagatelas XVII: El antídoto Händel








Otra vez el lunes a la vuelta de la esquina. ¡Bufff, qué pereza!

¿Se vienen conmigo a escuchar la música de este tudesco reconvertido en british? Nada como unos concerti grossi para afrontar de nuevo el trabajo, el frío, la lluvia y cinco días laborables.

Apresten el oído, relajen la mente y escuchen...

... Y que la semana les sea leve.




G.F. Händel (1685-1759). Concerti grossi, op. 6, nos, 1, 2 y 3. Il Giardino Armonico, Giovanni Antonini, director. L'Oiseau-Lyre, Decca, 2009.


16 comentarios:

Gemma dijo...

Fan absoluta de Mafalda y de todas y cada una de tus bagatelas.
Besos, meine Gräfin

Anarkasis dijo...

si, con la musiquilla de Hendel parece que las prisas son menos priesas
(menuda semana tengo)
¡¡vamos allá!!
un fuerte abrazo con mucha energía y ánimo condesa
(mañana será peor después del partido)

Isabel Barceló Chico dijo...

Eso espero, querida amiga, que con tu ayuda me sea leve. Besazos.

Paz Juan Robledo dijo...

Gemma

Yo más que fan de Mafalda, sensu stricto, lo soy de Guille y de Manolito. Jajaja, este último me enternece mucho, tan bruto. Y fan de Händel, pues también. Y me alegra enormemente que lo sea de mis bagatelas que intentan ser, para mí, microrrelatos musicales.

Muchos besos, MegaMaga en la espera del holandés errante berlinés.

Freia dijo...

¡Qué manía tiene Vd. de mentar a la bicha. Si ya tengo asumido que nos apean... Eso sí, rabia, rabiña, mañana me voy a Toledo que tengo una cita con el lindo Diego. A ver sí soy capaz de encontrarlo.

Un abrazo, querida.

Freia dijo...

Estoy segura, Romana querida, de que con ese proyecto tan hermoso que se trae entre manos, la semana le será suave y propicia.

Un abrazo, Isabel

Antonio Rodriguez dijo...

Yo escucho toda la música que nos pones. Sobre todo cuando me dedido a tratar mis fotografias.

Un beso.

Alyx Faderland dijo...

Mejor vaya preparando musica alegre, como para una buena festichola y su mejor pilcha de fiesta de epoca, porque para la proxima semana (y me importa un comino el feedback o rating de comentarios) la va a necesitar querida Condesa. Ya hay alguien de su reino invitado y con participacion importante en el casorio, asi que nada de agarrar el primer vestido que tenga a mano.
Para mi, preparanme una musica que levante el animo como una grua, que la ando necesitando...

Charles de Batz dijo...

!Lo que hemos aprendido con la pequeña Mafalda! La verdad es que el verla en tu cuaderno, me ha traído a la memoria la intención que tuve hace un tiempo de volver a leerla... Quiza sea el momento.

Espero que su búsqueda de Diego en Toledo tenga éxito. !Suerte!

Doble ración de salud!

newshub.es/politica dijo...

mmmm handel ... que placer. a superar las problemas !

Isabel dijo...

Si además de esta música que me encanta por alegre, me trae el acierto de Mafalda, es que me quedo aquí encantada.

Abrazos.

Alyx Faderland dijo...

¿Una musiquita para boda en el siglo XVIII que no habia marcha nupcial como hoy? en esos tiempos cada cual iba a la iglesia como podia, en general a pata nomas, y si alguien tocaba algo era algo sacro y deprimente. si no se podia pagar la cosa era mas llevadero en solemne silencio, pero ¿que tocarian unos provenzales mas de campo que de ciudad en estos casos me pregunto?

NáN dijo...

Como desempleado a menos de un trimestre la jubilación (anda que se llevará una alegría la Báñez cuando se entere de que ese me habrá un parado menos), le digo, Condesa, lo que cantaban Los Brincos: ¡A mí con esas no me vengas.

Entre un lunes y un sábado, no distingo bien. Miro la luz de antes de amanecer y, si le veo barba, declaro que es San Antón; y si no, la Purísima Concepción.

Lo que no quita esté disfrutando como un bellaco de la música de este hombre.

Besos y arrumacos castos

Paz Juan Robledo dijo...

Antonio

Ni se imagina, mi buen amigo, lo que me alegra pensar que la música de este blog le ayuda, mínimamente, a dar forma a sus espléndidas fotografías de digitalia. Yo también pongo música cuando trato las mías, pero ni por esas.

Un abrazo muy fuerte.

Alyx

Mi querida escritora. La música ya está lista y enviada y espero que la reciba sin mayores novedades. Sabe que no hay problema con las fechas porque en 1756 seguramente era la más apropiada para un matrimonio tan especial como ése. Estoy segura de que ideará enseguida la conexión que la incluya en su obra con toda naturalidad.
Un abrazo muy, muy grande y ya sabe que el vestido de fiesta, color vino burdeos está ya preparado.

Charles

Mi buen caballero de Batz. ¡Cómo siento que Diego se escondiera de esa manera..! Eso es sencillamente porque yo no le debo de caer muy bien. Eso sí, en cuanto la entrada vuelva a estar expedita (como las vías de Renfe) y eso quiera decir en cuanto haya una nueva exposición temporal, allá que me iré a perseguirlo con suavidad. Si es necesario, utilizo mis polisones para seducirlo y que se deje ver.

Tengo para Vd. algo que le haré llegar a través del Google Drive en cuanto tenga dos minutos libres.

Gracias por todo, caballero de Batz. Un beso al piratilla y a la bella dama y un abrazo grande, enorme para Vd.

Paz Juan Robledo dijo...

Isabel

Mi querida costurera. Gracias siempre por sus palabras.
A mí Mafalda me gustaba aunque a veces me resultaba un poco redicha. Me encantaba su hermano Guille y el simplón de Manolito o la "tradicional" y odiosa en ocasiones Susanita.

En cuanto pueda me paso por su blog para ver las nuevas puntadas.

Un beso bien grande,

Paz Juan Robledo dijo...

Nan

Mi querido Nano, eso es que lleva Vd. poco tiempo en el estanque de los pre o los jubiletas. Yo ando tan liada -con cosas que me gustan mucho- pero tan liada que no encuentro tiempo para nada. Jajajaja. Ya, ya sé que sarna con gusto no pica... pero mortifica que decía el refrán.

En cuanto pueda saco tiempo de donde sea para tomarme un café con Vd. y charlar y le digo ya que en junio reserve fecha para ir a vernos en el estreno teatral, jejejeje.

Un abrazo grande, grande, con o sin arrumacos.