Un regalo de Sergio Astorga

jueves, 17 de enero de 2013

Bagatelas XI: Madera luminosa para un día sin sol








Pues lo siento mucho por Vds., pero el cuerpo me pide hoy otro alemán. 

Y como la mañana está como está -nublada, gris y algo melancólica- he pensado que qué mejor instrumento que el oboe para acompañarla.

Déjense mecer por la alternancia de movimientos de este teutón barroco, compositor prolífico, amigo de Händel, hombre bienhumorado y bonachón que absorbía cuanto estilo musical se le ponía a tiro de orejilla, para devolverlo convertido en alguna composición deliciosa y aparentemente simple.

Y que la jornada se les vuelva ligera como la sonata que les traigo. 




G.P.Telemann (1681-1767). Sonata en sol menor nº 5, de "Tafelmusik III". Hans de Vries, oboe. Bob van Asperen, clave, Wouter Möller, cello. Alma Musica de Amsterdam. Emi, 1982.




14 comentarios:

Anarkasis dijo...

más cando alemán.

mestoyponiendo muy triste

Gemma dijo...

Qué buena recomendación, querida Paz.
Gracias y un beso

María A. Marín dijo...

¡Gracias, gracias!
Con este alemán merece la pena juntarse, sí señora.

Besos

emejota dijo...

Haendel , yuppiii uno de mis..... amores imaginarios, le distingo a las primeras de cambio, resulta inconfundible, tuve un rollito con el.... que todavía me dura, él, el pobre ni se enteró. Bsss.

emejota dijo...

Que no, que no, que este no es "mi" Haendel, nada más escuchar me he dado cuenta que he leído mal, se trata de Teleman, bueno pero a mi modo de sentir bastante más aburrido. Muy apropiado para un día gris. Bsss.

fra miquel dijo...

Sepa usted, mi querida condesa, que aunque no de señales de vida escucho todas sus bagatelas :o)
Buena elección, la de hoy, para dias nublados.
Gracias

besos

Devaneos de un moderno Peter Pan dijo...

Muy sutil usted en la elección, condesa. Gracias por este regalo para días nublados. Es cuando más se agradecen los pequeños gestos. Y muy apropiado, también, para acompañarlo de una buena lectura en el sofá. El timbre como de palmípedo alado del oboe siempre me ha parecido de lo más entrañable del mundo.
¿Ha oído usted este concierto? ¡De banda sonora!

http://www.youtube.com/watch?v=wpAQMyUMi4E

Abrazos de su admirador,
PeterP.

alestedemadrid dijo...

Pues si ayer lo hubiese escuchado me habría alegrado el día pero más vale tarde que nunca. Un saludo

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Me alegro que el cuerpo y el alma pidieran otro alemán y trajera esta musica ligera que se lleve volando las nubes de lluvia y tormenta que tenemos hoy por aquí.
Si, una lluvia torrencial que me empapó hasta llegar a la oficina y me obligo a cambiarme por completo y secar la ropa en un olvidado calefactor en este veranito porteño.
Magnifica musica.
Te mando un regalito. Alyx.
╔════════════════════╗
║▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒║
║▒▒███▒▒▒███▒▒▒▒▒▒▒▒▒║
║▒█████▒█████▒▒▒▒▒▒▒▒║
║▒███████████▒▓▒▒▒▒▒▒║
║▒▒█████████▒▓▓▓▒▒▒▒▒║
║▒▒▒▒█████▒▒▓▓▓▓▓▒▒▒▒║
║▒▒▒▒▒███▒▓▓▓▓▓▓▓▓▓▒▒║
║▒▒▒▒▒▒█▒▓▓▓▓▓▓▓▓▓▓▓▒║
║▒▒▒▒▒▒▒▒▓▓▓▓▓▒▓▓▓▓▓▒║
║▒▒▒▒▒▒▒▒▒▓▓▓▒▒▒▓▓▓▒▒║
║▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒▒║
╚════════════════════╝

Freia dijo...

¡Ayssss, aysss, aysss, qué cabeza!

Me van a perdonar Vds. pero se me olvidó por completo contestar a sus distinguidas palabras. Espero sepan perdonarme.

Anarkasis

Pues no es tan triste... ¿no?. Ay, querida que no era mi intención en absoluto entristecerla a Vd. sino más bien lo contrario, que se relajara y disfrutara de esta bagatela ligera.
Claro que si la ha mascado...

Un beso fuerte.

Gemma

Me alegro de que te guste la recomendación. Sé que la habrás aprovechado bien.

Un abrazo, MegaMaga.

María

Jajajaja, pero ¿por qué le tenéis ese odio a los alemanes? Unos cuantos se salvan. Yo creo que ahora mismo casi preferiría echar a unos cuantos de aquí para hacerle hueco a otros de allá, aun cuando estén muertos.

Un beso enorme, gaditana guapa... Y a la compaña.
Disfrutad de los carnavales.


Freia dijo...

Emejota


Me alegra saber que tuvo Vd. un "affaire" con don Jorge Federico y me resisto a creer que él no se lo tomara en serio.
Con lo que ya no estoy de acuerdo es con que tilde a mi querido Telemann de aburrido. A mi siempre me pareció chispeante, alegre y no tan facilón como parece.

Un abrazo en su retiro de invierno y déle de mi parte un rascadillo de orejas a Zola.

Fra Miquel

Lo sé, lo sé, querido pater. Me alegra mucho reconocerle muy a menudo en los chivatos del blog. Y aunque no fuera así, tampoco me importaría lo más mínimo. Hace tiempo que dejé de ocuparme en si se visitaba o no mi blog y en el caso de los amigos me importa mucho más el afecto que cualquier tipo de frecuencia de visitas. Además, si tuviera que juzgar por ese rasero, la primera perjudicada sería yo, que ando siempre deprisa y corriendo -y no siempre- desde el reader y a salto de mata.

Con todo, que sepa que mi aprecio poco o nada tiene que ver con las visitas, pero que le agradezco profundamente que las siga haciendo. Los blogs difícilmente se sostienen sin los demás.

Un petó ben fort, pater.

Peter P.

Ya ve, mi querido Peter P. Como dicen los viejos, después de un día nublado siempre llega otro con sol. Pero también es bien cierto que la música propicia la llegada de este último.
Sí conozco este concierto, pero le confieso mi ignorancia en cuanto a la película que enriquece haciéndole de banda sonora. A no ser que hablara Vd. de este termino, sensu lato.

Un abrazo bien fuerte, querido.



Freia dijo...

Aleste

La música de Telemann es intercambiable, de modo que la puede Vd. aplicar a cualquier otro día nublado, en sentido estricto o amplio, que pueda aparecer.

Dentro de poco empieza el segundo cuatrimestre de exposiciones. No le digo nada... simplemente lo dejo caer.

Un besazo grande.

Alyx

Mi querida porteña... ¡y yo que me la imaginaba pasando calores en el verano austral..! Así que tormentas de verano, pues esas suelen ser las más fuertes por lo intempestivas, pero no las peores, que yo echo de menos el verano con todas mis fuerzas.

Su rumbo firme está a punto de llevarla a puerto. Espero que me mantenga al día de noticias.

Mil abrazos, DiosaBruja.

sergio astorga dijo...

Mi querida Condesa, ya que se han ido todos vuelvo a sus salones para contarle que Georg Philipp Telemann es uno de mis músicos de infancia, cuando este charro tomaba sus clases de piano. No sólo su música espiritual, elegante y matutina me hizo soñar en la desaforada posibilidad de ser compositor. Sino que sentado en la sala de mi profesora Beatriz Ávila Ortega, en espera de mi turno al piano, me sentaba a leer las biografías de los Grandes Músicos, una de ellas era la de Telemann, compadre de Bach, autodidacta y uno de los más prolíficos compositores. Describir las nobles sensaciones que me provocan su música y el recuerdo envuelto en ella me es difícil por el rubor, como el sonido del oboe a su vez altivo y comedido, que tengo en estos instantes. Válgame en decirle que si alguna vez me he sentido noble de cabeza fue escuchando a Telemann. Lo tenía olvidado así como a los nobles instintos, por eso le agradezco esta Bagatela de alto valor para mi coleto.

Abrazos saltarines.

Freia dijo...

Mi querido abarrotero. Ahora que el salón está en silencio, su presencia (la de Vd.) lo vuelve luminoso. Quizá no fuera un compositor revolucionario ni absolutamente genial, pero ¿qué sería de nosotros sin la presencia de los un poquito menos grandes? Los cotidianos son tan imprescindibles como los extraordinarios y la enorme virtud del sencillo Telemann era absorber cualquier tipo de música que escuchase y adaptarla a sus composiciones, sin por ello copiarlas lo más mínimo. Fue un extraordinario ecléctico y vamos de una vez a quitarle el matiz peyorativo a un adjetivo ilustrador. Yo adoro su música porque me pone siempre de buen humor y alegre, a pesar de una cierta melancolía.
Y me alegro infinitamente de que para Vd. haya sido un post recuperador de infancia y vivencias hermosas. De nobles instintos no, porque me consta que nunca los ha perdido; es más, los usa generosamente. Ni se imagina qué ilusión me ha hecho hacerle volver s la niñez de forma tan placentera.

Un abrazo telemaniano y más luminoso que nunca.